La iglesia principal en Zaachila, construida en el siglo XVIII por instrucción de los frailes Dominicos, está dedicada al nacimiento de la virgen María, en otras palabras, a la “Natividad” de María. Natividad no se refiere al nombre de la virgen derivado de alguna aparición, como es el caso de la Virgen de Juquila. El 8 de septiembre es la fecha en que celebramos el natalicio de la Virgen, dicho de otra forma, su “Natividad”. Y es por eso que la comunidad católica de Zaachila realiza grandes festejos, pues se trata de la fiesta de todo el pueblo de Zaachila.

Para estas celebraciones, hacen su aparición la feria, con sus tradicionales jueguitos mecánicos, loterías, canicas, globos, aritos y demás juegos de destreza. El tiro al blanco, la casa de los sustos y de los espejos, así como los circos de rarezas. Los tradicionales carritos de choco milk y las casetas de crepas.

Los festejos inician con un anuncio o convite, en el que se reparte por las principales calles, el programa de actividades de la festividad. Posteriormente se realiza una novena de misas. El día 6 de septiembre sale la calenda con sus tradicionales monos y globos de calenda, las chinas, ramilletes y por supuesto el carro alegórico donde va la representación de la virgen María. Posteriormente, el día 7 de septiembre tiene lugar la tradicional quema de castillo y demás juegos pirotécnicos en el atrio de la capilla principal. Para finalmente el día 8 de septiembre, cerrar las festividades con una misa de acción de gracias en la iglesia principal.

NATIVIDAD

  • Facebook
  • Twitter
  • YouTube
  • Instagram